Follow by Email

domingo, 24 de diciembre de 2017

LOS TOROS DE DOLORES AGUIRRE PARA 2018 Y TOREOENREDHONDO LES DESEAN

               FELIZ NAVIDAD

Este pavo que ven con los primeros rayos del sol está esperando en Dehesa Frías pero el año que viene no lo verán en ninguna plaza:



Es un novillo que se quedará para toro en 2019. Como siga echando leña, ya me dirán ustedes.

Estuvimos por la Sierra Norte de Sevilla y coincidimos con los buenos aficionados del Club Taurino Tafallés en la ganadería de Dolores Aguirre. Antes de llegar nos dábamos un paseo con el fresco de la mañana y sorprendíamos a estos becerros de Espartaco en su finca colindante:



Luego vimos el aspecto rozagante que presentaban los sementales de Aguirre, dispuestos a entrar en los cercados de las vacas después de Navidad. Éste es uno de ellos, el único negro bragado, de gran trapío:




No entrarán todos con las ciento sesenta vacas de la ganadería porque se van turnando. Los otros son dos negros, uno burraco y cuatro chorreados en morcillo, de ahí que estén saliendo bastantes con esa pinta últimamente:



Éste de abajo es un novillo que podría ir a Madrid:



No hay ningún semental melocotón pero sí esperan varios entre los que se lidiarán este año:



Cuando doña Dolores compró la ganadería a la madre de Bertín Osborne había unas pocas vacas melocotonas. Hoy quedan siete u ocho que dan hijos como éste que ahora vemos a lo largo:



Es curioso que en la tienta suelen salir muy buenas en proporción a su escaso número, por eso seguiremos viendo melocotones en los próximos años como estos pequeñines que posan para la cámara en foto que dedicamos a nuestra amiga Blanca del Club de Tafalla, que se quedó con las ganas de ver las vacas:



En Dehesa Frías se echa de comer todos los días del año, igual que en Comeúñas. Alguno de los toros está ya cuajado como este negro salpicado, coletero y rabicano:



¿Qué me dicen de éste? Es uno de los que podría ir a Valencia:



Con este otro:



En principio hay cuatro corridas de toros para 2018 con una más que podría resultar de los animales que no entrasen en ellas. Los destinos no están confirmados al cien por cien. 



Se habló de que una podría ir a Pamplona pero ya han visto que la Santa Casa no se devana los sesos y hace sota, caballo y rey, repitiendo ganaderías pero incluyendo este año a El Juli (de hecho, lo más atractivo de san Fermín será la novillada previa de El Pincha). Éstos son dos de los que podrían haber muerto en Iruña:



También se ha hablado de Madrid. Los que ven aquí en paralelo podrían viajar a Las Ventas:



¿Se han fijado en la penca del rabo? Eso es del Conde de la Corte. Otro de los candidatos es melocotón, albardado, caribello, bociblanco y ojalado:



Se comenta también que irán a Mont de Marsan. Observen algunos de los que podrían acudir a esa plaza (el último es negro lombardo, recuerden lo que explicábamos aquí):






En las 1.400 hectáreas de Dehesa Frías se corren los toros unos dos kilómetros cada día desde septiembre del año anterior a su lidia. Algunos aficionados sostienen que si los toros salen actualmente más abantos que antes es por ese motivo, vaya usted a saber. 


Este anterior es negro mulato, bragado, meano, girón, axiblanco y rabicano.

En total habría treinta y cinco toros para este año, de los cuales dos son cinqueños. Éste es melocotón, bragado, meano, ojalado, bociblanco y careto:



Si no recordamos mal, iba a lidiarse en Tarazona de la Mancha pero se hizo una astilla y ahora es uno de los cinqueños. Le ha crecido la badana:



Ya que estamos con los melocotones, saben ustedes que es una pinta típica de lo de Atanasio, igual que lo burraco o lo carbonero. Como los atanasios prácticamente han desaparecido, quizás alguno de los aficionados más jóvenes se pregunte cómo eran aquellos atanasios melocotones. Vean este toro que nació en 2002:



Hemos tirado de archivo para recordar una de nuestras visitas a Charro de Llen. Cambiaron por Daniel Ruiz y no dejaron más que unas pocas vacas de Atanasio que supongo que aún mantienen vivas como recuerdo. Éste de arriba era un melocotón de la misma quinta que el célebre 'Velonero' de Vic-Fezensac. A 'Velonero' lo mató Encabo y es uno de los mejores toros que ha visto quien esto firma (lo comentábamos aquí):



Aquí encima tienen otro ejemplar, también de José Ignacio Charro. Él decía que la sangre de Atanasio era difícil de llevar porque si yerras en la selección, la ganadería puede derivar en toros duros que, como saquen mansedumbre, pondrían en aprietos al mismísimo Domingo Ortega. Lo suyo eran atanasios puros porque lo de Dolores Aguirre mezcla Atanasio y Conde de la Corte. 



Otros criadores de atanasios, como la casa madre en 'Campocerrado', optaron por tirar hacia la docilidad y su lidia resultaba aburrida a más no poder. De eso se acordarán los aficionados de Bilbao cuando repetía allí cada año. Ponce los tenía entre sus favoritos.

El caso de doña Lola era el polo opuesto. En el excelente número de 'Tierras Taurinas' dedicado a este encaste afirmaba que

"mi ganadería está a la baja. Mis toros ya no me producen la misma emoción que antes, creo que les falta el salvajismo que a mí me gustaba. Coquetean a veces hasta con la mansedumbre...Posiblemente abrí demasiado la mano...Antes mis toros tenían más ferocidad en la mirada..Algo ha cambiado, los encuentro más flojos"



¿Han escuchado ustedes a algún otro ganadero hablar así de sus propios toros? Como no fuera don Luciano Cobaleda Gajate...

Lo de la mansedumbre es cierto. Lo de la mirada lo pueden valorar ustedes mismos en esta foto:



O en esta otra:



Tenían fama de que embestían con la cara alta pero ahí sí que podemos decir que el cambio ha sido notable. Ella misma asistió a esta evolución:

"Antes embestían al pecho pero ahora ¡son muy toreables!"

Hemos visto toros de esta ganadería ensuciarse de arena el morro mientras embestían hipnotizados con el rabo enhiesto:



Escribano suele venir a tentar a Dehesa Frías. Si no recordamos mal, en 2013 mató toda la camada y salió a hombros varias veces. Otros que suelen venir son Joselillo, Curro Díaz, Lamelas, Gómez del Pilar y dos que luego en la plaza no los quieren ver ni en pintura: Roca y Castella -el francés era muy amigo de doña Lola-.



Hay tres novilladas previstas. Ésta que se viene podría ir a Madrid:



Aquí tienen dos ejemplares. El primero, cornalón y cornidelantero:



El segundo, acarnerado y bizco del izquierdo, exhibe su pelo encrespado por el frío matinal:


De este hato podría salir la de Villaseca de la Sagra:



La tercera no tiene destino de momento. 

A la sombra de las encinas, en el cercado de al lado, se hermanan los toros que podrían viajar a Valencia:



Hasta aquí nuestro paseo por ese paraíso que es la Sierra Norte de Sevilla (pulsen aquí para recordar otra de nuestras visitas). A nosotros nos pareció una camada muy pareja y bonita. Vean éste apartado para Mont de Marsan:



Se nos antoja que los toros de Dolores Aguirre han ido abandonando estos últimos años su anterior apariencia basta y grandona, se los ve más proporcionados y armónicos.

La armonía es la clave del trapío aunque nos quieran hacer creer que el trapío viene dado por los pitones antediluvianos que lucen muchos toros en Madrid o Pamplona. 

No es verdad, no se dejen engañar. Tampoco se dejaba engañar doña Dolores sobre la actualidad taurina. Nos despedimos con estas palabras suyas que nos confirman en nuestro pesimismo habitual:

"Estamos prostituyendo al toro, todas las corridas se parecen, ¡ya no tienen personalidad! Y luego, salvando Francia, ¿quién se interesa por el toro? Hasta en Bilbao nos hemos vuelto toreristas...El mundo de los toros ha cambiado para mal. La gente sólo piensa en el dinero ¡Estoy hasta las narices!"

(Bueno, la verdad es que las dos últimas frases son fáciles de decir en alguien que no sabía qué hacer con tantos millones de euros, ¿no les parece?)

Saludos cordiales desde Tarragona y Feliz Navidad. Rafa.



martes, 19 de diciembre de 2017

UNA GRAN ESTOCADA POR NAVIDAD

La estocada es ese maravilloso absurdo de ver un hombre jugándose la vida para matar un toro con una espada. Eso decía Agustín de Foxá y se admiraba de que en nuestros tiempos modernos de mataderos y frigoríficos hubiera todavía alguien dispuesto a ese 'absurdo maravilloso'.

Saben ustedes que nosotros tenemos debilidad por la estocada. La espina dorsal del toreo sería, para nosotros, la verónica, el caballo, un par de banderillas cuadrando en la cara, el natural y la estocada. Lo demás es prescindible.

El problema actual es el mismo que denunciaba Corrochano en junio de 1918: 'en el público que hoy asiste a las corridas, son contadísimos quienes saben cómo se matan los toros'.

Vamos a deleitarnos con esta monumental estocada sin decirles quién es el autor:



Tienen que haberse fijado en que no salta en el momento del embroque, no ha alargado el brazo para pegar la puñalada y clava arriba. Fenomenal. Pero es que, además, no ha tapado la cara del toro para aliviarse, observen que se le ven ambos cuernos entre la tela.

Algunos aficionados se preguntan por qué el torero lía la muleta cuando se perfila. Estamos seguros de que muchos maestros lo hacen por tradición sin conocer tampoco la razón. De hecho, no saben ni liarla...

Observen aquí a Gallito en Barcelona con la muleta liada ante uno de Murube. Es 1915:



La muleta se lía para no tropezar con ella en el momento de avanzar hacia el toro. Ni más, ni menos. Hoy en día, con la trampa vergonzosa de girar el estaquillador para tapar la cara del toro pegándole un telonazo, no haría falta liarla. Vean cómo se alivia Curro Díaz ante uno de Ana Romero en Azpeitia:



El maestro de este ratimago es El Juli, ya lo comentábamos aquí. Ahí lo tienen, girando el estaquillador sin ningún tipo de pudor para clavar a capón levantando el brazo y siempre trasero (por la razón que explicábamos aquí):





Realizar la suerte así no tiene ni virilidad ni grandeza, vean:



No se puede comparar entrar a matar como Dios manda, con lentitud, dejándose ver y sin tapar la cara del toro, a hacerlo como lo hace El Juli y tantos otros que lo imitan, comenzando por los novilleros. Si el estaquillador apunta al morro, el toro te ve y ahí sí que hay virilidad y grandeza porque hay riesgo. Como aquí:



Es Lamelas el año pasado en Aignan matando un toro del Marqués de Albaserrada. Bravo.

Por eso no hay derecho a que se conceda la oreja a un torero que se ha aliviado escandalosamente al entrar a matar pegando el telonazo al pobre toro, que no ve otra cosa que una total oscuridad roja.

Rafaelillo es otro que suele hacer la suerte con pureza. Aquí lo pueden ver matando un miura en Pamplona este año. El estaquillador apunta al morro, 'comme il faut':



Pero volvamos a nuestro protagonista porque no les vamos a decir quién es. Dejamos la entrada unos días a ver si aciertan. Recuerden:




Les damos dos pistas. La primera es ver a este hombre entrando a matar con la montera a un toro del Conde de la Corte en septiembre de 1981:



La segunda es ver a este otro brindando la muerte de un toro de Parladé a Su Majestad el Rey:



La verdad es que podremos decirles quién es nuestro matador misterioso pero no sabemos ni el año, ni la plaza ni de quién es el toro. Si alguno de ustedes tiene toda esa información de la foto, estaremos muy agradecidos de que la comparta.

Saludos cordiales desde Tarragona. Rafa.

sábado, 16 de diciembre de 2017

MIURA, EN EL OJO DEL HURACÁN

Les avisábamos aquí de que la ADAC había enviado a analizar no algunos sino todos los pitones de la corrida de Miura, algo excepcional. Nos temíamos los resultados aunque no estamos en absoluto de acuerdo con usar alegremente la palabra 'afeitar' como hacen algunos por ahí. En el resultado del análisis, que pueden leer íntegro aquí, hablan de un único toro 'limpio' en la miurada. 

La ADAC tenía la opción de arrojar a la papelera los resultados cuando ya la cosa estaba más o menos olvidada o publicarlos y levantar una polvareda. Han optado por lo segundo en línea con la indignación que les causó aquella corrida (hubo mucho más enfado aquel día entre los franceses que entre los españoles, es curioso).



La polémica circula solamente por algunas webs, que se cuentan con los dedos de una mano, y por las redes sociales. Hemos tirado de nuestro archivo y del de nuestro amigo Christophe y les presentaremos información gráfica al respecto basándonos en el informe de la ADAC. Conforme vayan leyendo se forman su opinión y al final les damos la nuestra.

Recuerden que antes de la corrida, la ADAC informó por megafonía de que los toros se habían deteriorado los pitones y que, con el fin de lidiar la corrida completa, saldrían tal cual habían quedado, sin que nadie hubiera tocado nada.

En Zahariche nos han confirmado esa versión: los toros se embarcaron limpios y el deterioro se produjo a partir de entonces. Por consiguiente, no tenemos por qué ponerla en duda. Fue la mala suerte de ser los toros astigordos y de que pegaron con furia en los burladeros. Nosotros los habíamos visto en el campo y lo único que nos llamó la atención era que tenían poca cara (y más al compararlos con los que guardaban para Pamplona en el cercado colindante).

En los tiempos que corren, la cara, que no es el único condicionante del trapío (recuerden lo dicho aquí) irá en función de lo que pagues. Recuerden el reportaje de aquellos toros en el campo (pulsen aquí) .



La temporada 2017 era la de la celebración de los ciento setenta y cinco años de la familia Miura. Todo eran buenas expectativas en invierno incluido el retorno a Bilbao. Luego, las corridas demostraron poco poder cuando no una invalidez alarmante, especialmente las de Madrid y Pamplona. Recuerden que incluso se criticó la presentación de la de Madrid, lo comentábamos aquí. Éste es uno de los que viajó a la capital:

FOTO: Arjona

Asimismo hubo polémica con las fundas que exhibían los toros de Bilbao, también lo comentábamos aquí,donde intentábamos aclararlo.

Pero vamos ya a analizar el informe llevado a cabo por los veterinarios para la ADAC. Antes que nada, decir que ellos utilizan la expresión 'touchés' o 'arreglados' (sic). No sale por ningún sitio la palabra 'afeitados' (y todos los aficionados sabemos la diferencia entre arreglar y afeitar).

El informe se basa en la famosa proporción entre el estuche córneo y la membrana. Pueden consultar en este blog amigo una abundante información al respecto. Ojo porque esa proporción podría no ser un dato irrefragable cuando se trata de los pitones de los miuras, lo comentaremos más adelante. 

El primero fue el número 60, de nombre  'Amarguito'. ¿Cuál de los dos pitones dirían que es el que está arreglado según los veterinarios?



El informe dice que sólo estaría arreglado el pitón derecho, que da 5,62. En cambio el izquierdo da 7,60... ¿Cómo lo ven ustedes?



El segundo fue el número 51, 'Lanudo'. Díganme cuál de los dos es el pitón tocado mientras embiste de salida en dirección al burladero. A ver si aciertan:



¿Se han fijado en que tiene una notable hinchazón en la mano izquierda? El topetazo fue tremendo e hizo esa rascada que se aprecia en la madera (el burladero aún estaba limpio, comparen con la foto que verán más abajo):


FOTO: Christophe Moratello

El toro quedó como se ve. Insistimos ¿cuál de los dos es el que figura como arreglado?



Sólo el izquierdo.

El tercero fue el número 57, de nombre 'Trespicos', el único certificado como limpio en los análisis. Ahí lo tienen, primero de cara:



Y ahora de perfil:



Aseguran los veterinarios que los otros tres tenían tocados o arreglados los dos pitones. Vamos con ellos.

El cuarto fue este número 19, 'Listonero'. De los doce pitones de Miura analizados, ese izquierdo es el que, según el análisis, está más manipulado (3,60):



Aquí lo ven más de cerca:



El quinto era este 'Verrugo', número 12:



Obsérvenlo rematando con saña en el burladero. La corrida iba terminando y pueden comprobar que la madera está como si hubieran disparado con un M-16. Fíjense en que las rascadas son muchas longitudinales, no agujeros como verán que hicieron los de Raso de Portillo más abajo:


FOTO: Christophe Moratello

Ya que estamos, ¿no podría ser que los toros en Céret notasen que hacen presa en esa fina tabla de madera que pone el carpintero con el hierro y eso les hiciera redoblar su fiereza al rematar? En otros burladeros donde el toro se estrella sin más no insiste en la porfía. Ahí dejamos caer esa posibilidad, a ver qué les parece a ustedes. Éste es el carpintero, gran aficionado:



Así quedo el burladero tras la novillada de Raso de Portillo en la bonita foto de David Cordero (vuelvan a comparar con el burladero anterior del Miura):



El sexto es el número 2, 'Serón', también encontrado 'tocado' en ambos pitones:



En la corrida de Saltillo sólo figura como 'tocado' este número 11, 'Jilguero', y únicamente en el pitón derecho. Ahí lo tienen de salida:



No obstante, en el informe veterinario se dice que 'el toro remató y hundió su cuerno en el burladero de madera, la extremidad se rompió en aquel momento y la falta de sustancia es debida, pues, a un accidente en el ruedo'. Aquí se aprecia el desperfecto ante Manolo Macías:



Este es 'Bravío', número 62, lidiado en cuarto lugar. De salida no hay problema aparente:



Pero tras rematar una sola vez en el burladero quedó así:



A pesar de ello, en el análisis no hubo problema porque ese pitón izquierdo dio 7,90.

La sorpresa de los de la ADAC saltó en la novillada de Raso de Portillo. El número 21, de nombre 'Zahorí', lidiado en segundo lugar, resulta en el análisis arreglado de los dos pitones. Pero es que en el izquierdo da la proporción más 'fraudulenta' de toda la feria con 2,74:



El número 37, lidiado en cuarto lugar y de nombre 'Palurdo', remata en el burladero nada más salir:



El informe veterinario dice que sólo estaría tocado el pitón derecho, que da 4,90 por 7,41 el izquierdo. A ustedes ¿qué les parece?



En el comentario de la ADAC se lee que los veterinarios dicen que los novillos están creciendo y que por eso 'no pueden establecer un diagnóstico preciso' (?).

Creemos que no encontrarán ningún sitio en internet donde haya más documentación al respecto de este affaire que en nuestro modesto blog. Con lo que les hemos mostrado, pueden juzgar ustedes mismos. 

Nosotros no nos vamos a tapar y diremos que pensamos que no hubo arreglo ni, por supuesto, afeitado. Entre el embarque, los cajones y los corrales, los toros derrotarían y se irían deteriorando los pitones. Podría ser que algún toro embarcado en puntas saliese del cajón astillado, no sería la primera vez (suele pasar en ganaderías de comportamiento digamos que un poco díscolo). Además, sabemos todos que muchos miuras son astigordos y que la dureza de su tejido córneo no es tan diamantina como la de los Cuadri o los Cebada. 

La opinión de los ganaderos es que el desaguisado se lo produjeron los toros en los chiqueros. Lean aquí la carta donde se justifican aunque no entendemos que los números de los toros que citan estén equivocados (?). Destacamos este párrafo:

“El día de la corrida durante el sorteo y enchiqueramiento, en presencia de la comisión y la autoridad que presidía la corrida, que nosotros sepamos todo fue con normalidad y nadie se quejó de nada, todos estaban conformes con los toros (…) El problema estuvo dentro de los toriles, donde empezaron a derrotar contra las paredes (…) El mayoral que estaba en el burladero cerca de toriles, los estaba oyendo junto a los otros mayorales, como estaban derrotando en los chiqueros y es ahí donde se estropearon porque no es un único derrote a las paredes sino uno tras otro y con todas sus fuerza”.

Ustedes saben, igual que nosotros, que cuando el afeitado se ha hecho en la finca y es burdo se ve ya en los corrales. Aquí estamos ante toros que se visitaron varias veces en el campo, se filmaron en vídeo y se ha permitido que aficionados como quien esto escribe los hayan ido a fotografiar quince días antes de su lidia ¿Les da la impresión de que hay algo que esconder? Y si el supuesto arreglo se hubiese realizado instantes antes del embarque, al llegar a los corrales de Céret es cuando deberían haber saltado las alarmas ¿no creen?

Entendemos que los de la ADAC se encontrasen el día de la corrida con una situación desagradable que tenía difícil solución: ni tienen mueco porque no desean arreglar ellos nada, ni se podía tirar a la basura la corrida y comprar otra precipitadamente. Esa es la razón de que anunciaran por megafonía que se lidiaría la corrida completa aunque los pitones no estuvieran en las condiciones deseables.



Ignacio, un amigo navarro del blog, nos ha comentado alguna vez que en el Departamento de Agricultura del Gobierno de Navarra tenían astas de Miura aserradas. Los pitones eran más romos de lo habitual y las fibras no convergían. Esa circunstancia podría acelerar su tendencia a astillarse o a escobillarse al rematar en los burladeros. De hecho, hacía años que no veíamos rematar tanto a todos los toros en una misma corrida (en corridas de toros enfundados, suelen llegar al burladero y frenan sin rematar).

En Zahariche tienen cuernos abiertos de toros lidiados a puerta cerrada sin haberlos tocado. Están al sol en uno de los tejados, allí los fue dejando Eduardo Miura padre. En la mayoría no coincide la proporción entre el estuche córneo y la membrana. Todos ellos  resultarían fraudulentos en caso de análisis veterinario.



En relación con eso, volvamos por curiosidad a esta foto de Paulita con el primero de la tarde. ¿Qué dirían ustedes de ese pitón izquierdo? 



Pues no está 'arreglado' según los análisis. Da una proporción de 7,60 ¿Qué me dicen?

Siempre que saltan los recurrentes rumores de afeitado en Miura nos planteamos la duda de por qué tienen que afeitar en un sitio donde está todo vendido de un año para otro sin ninguna preocupación.

Entendemos la indignación de la ADAC y tienen a su disposición la sección de comentarios para que nos cuenten lo que deseen. La pregunta que se les podría hacer es qué necesidad tenían de traer una corrida de Miura para celebrar nada. Y más en un año en que los miuras iban a ir a Madrid, Bilbao, Pamplona...

Algún malpensado dirá que nuestro razonamiento viene dado porque tenemos amigos en Zahariche. Bueno, también conocemos a Moreno Silva y al Titi, el mayoral de Raso. Cada uno es libre de pensar lo que quiera. Nuestra intención era ilustrar la información lo máximo posible y dejar que ustedes juzgaran. En nuestro modesto blog son contadísimas las ocasiones en que hemos hablado de toros afeitados porque tiene que ser algo clamoroso. Si no, nos callamos. Por ahí hablan un poco a tontas y a locas de estos toros de Miura basándose sólo en el análisis de la ADAC. Nosotros hemos intentado ser ecuánimes y enseñar el informe y las fotos para que ustedes saquen sus conclusiones.

Preferimos que el malpensado de turno nos acuse de defender a Miura que de habernos tapado sin comentar la noticia.

Saludos cordiales desde Tarragona. Rafa.