Follow by Email

jueves, 30 de octubre de 2014

ENCIERROS DE TAFALLA:
¿LLEGARON A CORRER LOS 'BEATLES'?
Los 'Beatles' visitaron España en 1965 ¿Se acercaron de incógnito a Tafalla para correr el encierro? Lo decimos por la abundancia de guitarristas que aparecen en las fotos históricas de los encierros tafalleses. Vean:

¿Es McCartney el de la guitarra? De lo que no hay duda es de que echa la pata p'alante arriesgando la cogida, no como nuestras figuras actuales. Y en esta otra de abajo, hecha desde Foto Montoya, el toro intenta confirmar si el guitarrista del apuro es John Lennon:


En Tafalla hace más de 150 años que se corren encierros. Se traían los toros por el campo y se dejaban paciendo en el prado de Valmayor, cerca del actual campo del Peña Sport. De allí se llevaban el día antes a los Escolapios y el festejo se celebraba en la actual plaza de don Francisco de Navarra:

http://aitonaknavarra.blogspot.com.es

La primera piedra de la actual plaza de toros es de 1888 aunque realmente se inauguró el 16 de agosto del año siguiente. A partir de entonces, el recorrido pasó a ser el que hoy conocemos.

Comparen la imagen del encierro de hace más de cincuenta años con la del año pasado en la misma calle:



¿Se han fijado en que no había vallado? Aquí abajo se ve más claro. Observen a los ciudadanos presenciando tranquilamente el encierro desde las puertas de sus casas.


Hoy ya no hay tanta serenidad y se pelea por coger toro lo más cerca posible. Vean las apreturas este año en el encierro de Bañuelos:


El recorrido sólo tenía vallado hasta la primera curva, la de la farola que se ve al fondo de la foto que sigue. Pero en el célebre encierro de 1981, con toros de Escobar, cayeron seis corredores al río desde el puente. No se mató ninguno aunque la tragedia llegaría ese mismo día un poco más adelante. Vean la zona del puente sin el vallado. Por ahí se cayeron:


Y aquí se aprecia el vallado actual que coloca con su diligencia legendaria el equipo capitaneado por Julio -por cierto, el jefe del vallado de Pamplona durante más de cincuenta años fue otro Julio, Julio Ríos-. Nos atrevemos a afirmar que el de Tafalla es el mejor vallado de España, por encima de los otros dos: Pamplona y San Sebastián de los Reyes:


Vayamos con la tragedia. En ese encierro de 1981 un toro cogió mortalmente a un pastor de Olite, conocido por un mote un poco despectivo que no pondremos aquí. La cornada fue en el pulmón un poco antes de la entrada al callejón, por ahí atrás:


Pero es que el mismo toro había herido poco antes gravemente al pobre Zaratiegui ya encarando la recta final del recorrido. Ni siquiera corría, estaba allí parado, tan tranquilo, presenciando el encierro como aquellos aldeanos que hemos visto en la foto anterior. Fue en este tramo:


Los dos murieron  tiempo después. La amiga Leles estaba haciendo sus pinitos como reportera gráfica y grabó a Zaratiegui tras la cogida mientras le atendía un joven médico. Es un vídeo que recuerda, salvando las distancias, al de Paquirri tras su mortal cogida. El médico, ya talludito, y que ejerce actualmente en Pamplona, quiso ver la cinta y la ha retenido hasta el día de hoy. A ver si lee estas líneas y la devuelve a su propietaria.

Muchos años antes había muerto otro tafallés en la farola tras recibir un pisotón de un manso en la nuca.

La cuestión es que a partir de ese trágico encierro se decidió ir poniendo vallado en todo el recorrido. Vean otra imagen antigua sin las vallas. En esa época, el encierro era la forma de acabar la noche y no como ahora cuando los corredores han dormido sus horas, hacen estiramientos y se preocupan de la ganadería que va a correr para prever sus reacciones.


Por eso al principio hacíamos la broma de los 'Beatles' ¿A quién se le ocurre meterse en un encierro guitarra en ristre? Eso sólo puede hacerse si la ingestión  nocturna de alcohol ha sido superior a la reglamentaria ¿Se han fijado en el desplante del que está en el semáforo en la primera foto?

Otros tiempos...

Saludos desde Tarragona. Rafa.
Y muchas gracias a Leles, a su tío y a Iñaki por sus testimonios.







martes, 21 de octubre de 2014

VOCABULARIO TAURINO A EVITAR
(ES QUE ES EL DE LOS TAURINOS, ¡OJO!)
 
 
Si usted no es un taurino, puede seguir leyendo este vocabulario porque se identificará con muchas de las cosas que criticaremos. En cambio, querido lector, si usted pertenece a la estirpe de lo que el llorado Joaquín Vidal denominaba despreciativamente 'los taurinos', no hace falta que siga. Se va a incomodar conmigo y, total, no vale la pena que nos enfademos.
El abanico de los taurinos va desde los simples aficionados que simpatizan con las triquiñuelas de los otros taurinos, los que mueven dinero, hasta los críticos 'sobrecogedores' que colaboran con ellos para perpetuar una situación en muchos casos vergonzosa. Veamos una lista hecha a vuelapluma de palabras y expresiones que ellos utilizan habitualmente
Empezaremos con palabras relacionadas con el toro:
- Tocaíto de pitones: expresión graciosa y bondadosa con la que los taurinos se refieren al toro que les gustaría para su torero favorito, o sea, cornicorto, gacho y lo más brocho posible. Vean un cebadita de este tipo:


Y aquí otro cebadita que ya no gustaría tanto a los taurinos:


- Justitos de fuerza y de presencia: quiere decir que salieron babosas sin ningún respeto que a duras penas se mantenían en pie. Este toro de Adolfo Martín que echó este año en Vic-Fezensac era 'justito de fuerza y de presencia':


- Tobillero: pero ¿quién inventó esta memez? Al toro que se revuelve y que parece que busque los tobillos del torero toda la vida se le llamó 'revoltoso'. Eso de tobillero suena a fútbol.

- Medio toro: para el aficionado serio sólo hay toros con trapío y sin trapío. Pero un veedor de plaza de primera le dijo delante de mí a un ganadero: 'bah, para esta plaza con el medio toro es suficiente'. Vean aquí un 'medio toro' de Cebada Gago lidiado este año en Tafalla:




- Tocado: eso ya no es 'tocaíto', eso es afeitado en toda regla. Entre los taurinos la palabra 'afeitar' es tabú, siempre es 'tocar'. Vean aquel pablorromero de Vinaroz que censuramos aquí tocado de manera humillante (para el toro y para el que ha pagado la entrada):

- No cabe en la muleta: dícese del toro cornalón al que los taurinos no quieren ni ver. Se escudan en que 'con esos pitones no cabe en la muleta'. Menuda estupidez y más con las muletas descomunales que usan hoy en día. Este de Bañuelos es de esa clase y en la plaza resultó ser el toro más pastueño que hemos visto en años, hubiese obedecido no a la muleta sino a un simple pañuelo de encaje:

- Sirvió: o no sirvió. Se refieren con esto a que el toro se prestó a que el torero lo torease a placer, sin ningún problema y sin peligro, o sea, un aburrimiento. Cuando a una ganadería teóricamente encastada y seria se le dice que sus toros 'sirvieron', va por mal camino.

- Yo vendo toros: expresión lamentable que me dijo un ganadero de toros de línea muy torista ¡Qué mal me sonó! Tienes que decir que 'crías toros', no que los vendes como si fuesen para carne.

- Mansada: término con que se refieren los taurinos a una corrida donde salen toros que 'no sirven' para la faena que trae el diestro del hotel. Ignoran que, en caso de ser mansos con poder, podemos asistir a uno de los espectáculos más emocionantes que se dan en el mundo si el maestro sabe lo que tiene que hacer. Vean este manso de Millares dando cera al caballo:

- Fundas: los taurinos las quieren para sus figuras. Dicen que sólo piden toros que las hayan llevado. Parece ser que así equivocan las distancias en el derrote y supuestamente son menos peligrosos. Vaya usted a saber. No hay foto porque en este blog ya dijimos que no pondremos ni una foto de toros con fundas.

- Toreabilidad: la expresión va ligada con toro 'artista' o 'colaborador'. Se trata de que el toro colabore con el torero y no de que el torero domine al toro. Como ven, el mundo al revés. Así los taurinos van camino de convertir las corridas de toros en insulsos ballets.

- 'Ioputa': insulto con el que suelen dirigirse muchos diestros al toro en cuanto hace algo que no les gusta. Ante nosotros, Serafín Marín se lo dijo decenas de veces a este pavo de Prieto de la Cal  con el que pasó un mal trago (en cambio Ruiz Miguel o Manolo Vázquez siempre estaban con lo de 'vente torito, vente bonito'):

'Hocicón', 582 kgs.


Veamos otras palabras de este penoso vocabulario ahora relacionadas con el torero:

- Ser figura del toreo: lo que significa nos lo explica Castella cuando le preguntaron precisamente qué era para él serlo. Dijo 'ser figura es mandar en el toreo, o sea, torear los toros que yo quiera y con quien yo quiera'. Sin comentarios.

Foto: http//:ambitotoros.blogspot.com.es

- Gran estocada: los taurinos consideran una gran estocada la que se hunde hasta la tela independientemente de la colocación. Aquí Uceda Leal sí dio una gran estocada, se le ve presidiendo el cortejo fúnebre del de Victorino.
- '¡Vamos a reventarlo!': patética expresión de Emilio Muñoz y de Antonio Chenel en retransmisiones televisivas cuando el diestro se perfilaba para matar. Lo correcto sería: 'vamos a hacer bien la suerte, con lentitud, rectitud, dejándote ver, sin echar el brazo por delante y saliendo por el costillar'. No, a reventarlo, qué expresión más chabacana. Castaño aquí sí hizo bien la suerte matando a 'Rompedor':


- Mátalo: esta palabra la utilizan los taurinos cuando el toro presenta alguna dificultad para su torero. También la usan los aficionados serios cuando el torero aburre a las ovejas. En plazas toristas de Francia se oye a la segunda tanda.

- 'Échatelo p'afuera': consejo que un taurino da al torero para no rematar los pases como debería sino, como dicen sin ningún rubor, vaciando la embestida lo más lejos posible de la cadera del matador. Lo comentábamos aquí ¿recuerdan?


- '¡Vale!': lo dice el torero dirigiéndose al picador cuando quiere decir '¡dale!'. El picador lo sabe, le obedece y se gana la bronca del respetable cuando el pobre es un simple asalariado. Recuerden lo que pasó aquí con Fernandito Cruz e Iturralde.

- Silbar: lo que hace algún desvergonzado subalterno retrasando al tiro de mulillas y de espaldas al palco para forzar una petición de oreja no mayoritaria.

- Toque: ridícula expresión copiada del fútbol. Nunca se dijo eso sino 'citar'.

- P'alante: se la dicen desde la barrera al torero cuando liga dos pases seguidos. No la entendemos porque creíamos que significaba echar la pierna de salida adelante pero el diestro sigue toreando escondiendo la pierna mientras le siguen gritando '¡p'alante!'

- ¡Bieeen!: estúpida expresión de los taurinos durante la faena de muleta que sustituye al tradicional 'ole' -que no 'olé'-. En las plazas toristas de Francia cuando viene un mantazo o un enganchón se lo gritan al torero para burlarse.

No obstante, un espontáneo '¡bien!' se acepta en el momento del embroque en un gran par de banderillas:

- Arte excelso: cursilada que aplican los taurinos a nuestras actuales figuras para calificar su toreo ventajista, tramposo y falso construido a base de exhibir posturitas aprovechando el viaje de un animal bobalicón. Recordarán que intentamos desenmascararlos aquí. A veces algún torero antiguo critica lo mismo que nosotros, lo cual nos reconforta (el último, Pepe Luis Vargas). Por eso me extraña que el malogrado Manolo Carra fuese partidario del toreo de Perera, no lo puedo entender.

- '¡Baja tú!': expresión chulesca dirigida al respetable por alguna figura. Nosotros no nos la cogemos con papel de fumar y reconoceremos que la chulería de un Luis Miguel indicando con el dedo que era el número uno es aceptable. Incluso nos resultó simpático el gesto de Padilla de sonreír y simular un abrazo dirigido al 7 cuando se retiraba y lo abroncaban. Pero la chulería de Fandiño no tiene gracia y creemos que está fuera de lugar.


Foto: www.zoomnews.es

Si usted, aficionado cabal, ha llegado hasta aquí y ve con preocupación que usa más de lo debido alguna expresión de este triste vocabulario, vaya con cuidado. Los taurinos lo están llevando a su terreno. Y de ahí ya no se vuelve.

Saludos desde Tarragona. Rafa.
Muerte de un Palha



martes, 14 de octubre de 2014


LA CASTA NAVARRA:
OTRO LIBRO DE REGALO
Les presentamos un bonito libro sobre la casta navarra que se pueden descargar gratuitamente aquí. Es del veterinario Zaldívar pero lo recomendamos precisamente porque no se trata de un estudio de la casta navarra al uso. Si quieren la información habitual sobre este interesante encaste la pueden encontrar muy bien resumida aquí. Y si quieren ver centenares de fotos de festejos populares con casta navarra, vean aquí.


La cuestión es que el libro contiene una relación de sabrosas anécdotas taurinas relacionadas con la casta navarra remontándose al siglo XVIII. Luego entresacaremos alguna. Por supuesto que se habla de 'Llavero', el de Carriquiri y los 53 puyazos -los mismos que otro toro también indultado en Cádiz nueve años antes-.
Estamos cerca de que en alguna plaza francesa de línea torista se ofrezca una novillada de casta navarra. El candidato, con el que ya se ha hablado en alguna ocasión, es Miguel Reta. De los tres hierros que tiene la familia, sería el de 'Reta de casta navarra'. Reta tiene unas 50 vacas en ese hierro con tres sementales.


Nos consta que ya contactaron con él hace tiempo pero no lo vio claro. Puede ser la falta de trapío adecuado o más bien la frase que Reta dijo a un amigo suyo: 'no puedo ir todavía, imagínate que un novillo mío le arranca la cabeza a un torero, eso sería el fin'.
La cuestión es que Victorino hijo está asesorando en las tientas a Reta a fin de dulcificar el correoso carácter de este encaste para ver si por fin  puede presentar una novillada con garantías (podría ser en Céret el año que viene, ya veremos).

Foto: Terres Taurines
¿Sabían ustedes que un año los recortadores de Pamplona vetaron los toros de Reta porque no querían saber nada de recortar ejemplares de ese encaste? Hasta los recortadores imponen sus manías... Vean aquí a Miguel a la izquierda junto al amigo Alberto intentando reconducir a 'Universal' en 2007:

Foto: Diario de Navarra
Vamos con las tres curiosas anécdotas leídas en este libro. Como les escribimos desde Cataluña hemos escogido tres historias de la casta navarra en nuestra tierra (por si no lo sabían, la primera corrida de toros de que tenemos constancia en tierras catalanas fue en la Plaça del Rei en Barcelona en 1387, en tiempos de Juan I , rey de Aragón, Mallorca y Valencia y conde de Barcelona). Esta es la plaza:

http://barcelonaphotographycourses.com
La primera es sobre el tercer hierro más antiguo de la Unión en la actualidad: Zalduendo. Nada que ver con el encaste de hogaño -hoy en día los toreros cantan fandangos al torearlos mientras que en la época en que eran de casta navarra lo único que hubiesen cantado es su propia Misa de Requiem-.

En la recién inaugurada plaza de la Barceloneta (llamada popularmente Torín) se lidiaron en 1835 toros de don Joaquín Zalduendo que salieron horrorosos. El público se enfadó llegando a sacar a rastras al último toro de la corrida. Fue el detonante de unos graves incidentes en la capital que acabaron con la quema de conventos y la muerte de algunos religiosos. Se hizo popular una copla:
"Van sortir sis toros/ que van ser dolents/i això va ser la causa/ de la crema dels convents" ('dolents' son malos, el resto se entiende bien).

Torín, que duró hasta 1923
La segunda es sobre el primer torero catalán de alternativa: Pere Aixelà 'Peroi', de Torredembarra, a 13 kms. de Tarragona. La tomó, siguiendo los consejos de su amigo 'El Chiclanero',  en 1855 matando a 'Peineto', de casta navarra, ganadería de Bermejo. 'Peroi' era, junto a 'Gordito', los dos que ponían banderillas al quiebro en medio de gran expectación.


La tercera es sobre la última corrida que lidió antes de morir don Victoriano Ripamilán, que fue precisamente en la plaza de toros de Tarragona a escasos veinte metros de donde reside quien esto escribe. Fue en 1887, se llamaba 'Provincial', tomó 20 varas y triunfó con él 'El Espartero'. Vean la plaza hace setenta años:


Lo curioso es que la ganadería se la quedó toda Victoriano por la muerte violenta de su hermano Gregorio. Resulta que fue secuestrado y asesinado junto a su sobrino por unos desconocidos, que enviaron a la familia una oreja cortada del malogrado ganadero. Nunca se esclareció el crimen.
Ya ven, disfrutarán con anécdotas de esta guisa en el libro. Mientras tanto, esperemos con interés el debut de Reta como ganadero de novilladas aunque algún buen aficionado navarro amigo nuestro no tenga demasiada confianza en el retorno de la casta navarra al toreo de a pie. Dice aquello de 'zapatero, a tus zapatos...'

Saludos desde Tarragona. Rafa.



sábado, 11 de octubre de 2014

UN INDULTO EN ZARAGOZA

Goya: Cogida del picador - 1793


" En la corrida celebrada en la plaza de Zaragoza el 14 de Octubre de 1860, un toro de Carriquiri, llamado Llavero, recibió la friolera de cincuenta y tres puyazos, por lo que mereció que se le librase la vida. "  
( HISTORIA DE LAS PRINCIPALES
GANADERIAS DE TOROS  DE ESPAÑA. 
POR DOS AFICIONADOS. 
JEREZ, 1876 )

 
 Tauro

viernes, 10 de octubre de 2014

Madrid - Feria de Otoño: ganadores y perdedores (2)

Nuñez del Cuvillo en Madrid (ojo, el toro es el negro).

El descomunal petardo de Nuñez del Cuvillo

La que hace poco fue la ganadería consentida del Galáctico y de de las demás figuras, ha vuelto a Madrid para corroborar que está en un bache profundo, y que se merece ir al matadero mucho más que otras, de muy diferente cuerda,  a las cuales los revistosos no se cansan de augurar ese triste destino.

Los fabricantes de animales, que no ganaderos, del Grullo, han conseguido lo que se merecen. Es lo que tiene llenar los cercados de sementales procedentes de tan cacareados como ridículos indultos, puestos a cubrir vacas en cuyos tentaderos ha alternado la flor y nata de la tauromaquia 2.0.
Parece imposible que de una vacada tan extensa no se puedan sacar seis toros en condiciones para Madrid, que tengan que ser devueltos tres, y podian haber sido más.

Culpa de los ganaduros, que vienen a Madrid para quedar en paños menores, a sabiendas de lo que tienen en casa. Culpa de la empresa, por haber adquirido ese vergonzoso saldo. Culpa de la Autoridad, que ha aprobado esa bazofia de animales, y ha intentado mantenerlos en el ruedo hasta desatar una bronca unánime de todos los sectores de la plaza. Culpa de los toreros que se apuntaron al bombardeo. Los que fuimos y nos retratamos en taquilla, tambien tenemos la culpa, porque se veía venir. Que nadie se llame a engaño.

El ganado cuvillesco fue malo a rabiar, de Finito y de Luque no se podia esperar mucho, y Fandiño....


Fandiño perdió la bula.

Lo mas sangrante fue lo de Iván Fandiño, quien para mas INRI desaprovechó los dos sobreros mas potables.
Por haberse metido en ese tinglado, ha perdido el respeto y la consideración que en su tiempo se ganó dando la cara y jugandose la femoral con corridas de otro fuste. Si en la anterior Feria de Otoño, dibujada expresamente para él, se quedó a medio gas, y El Cid se llevó el gato al agua, en este festejo otoñal acabó de cavar su propia tumba.  Ya llevaba un tiempo "apuntado maneras": carteles cada vez mas cómodos y alternando con malas compañias, campañas americanas de dudosa categoria, y un toreo menos puro y mas alejado de los cimientos que en sus inicios le hicieron valorar por los aficionados. Pensaría que para ser figura hay que apuntarse a todo los vicios de los que presumen de "artistas", pero le ha salido el tiro por la culata. Me parece que el torero y su entorno se han equivocado, y mucho. Tienen todo el invierno para pensarselo, a ver si recapacita, y retoma el buen camino.

Por cierto, en nada le ayuda hacer gala de un gusto tan poligonero como para celebrar con la cuadrilla una Puerta Grande en Madrid en un establecimiento de comida basura, como hizo en Mayo (pulsar aqui).




Miguel Abellán apunta y no dispara.

Si lo de Fandiño fue una derrota en plena regla, el reto de Abellán de enfrentarse con seis toros fue sin duda una pasada en falso. Demostró no estar preparado fisica y anímicamente para una corrida de seis toros en Madrid. Tampoco ayudó tener que pechar con seis de una misma ganaderia como la de El Puerto de San Lorenzo, ni chicha ni limoná, y en general abocados a la mansedumbre.
Para este tipo de corrida, siempre es mejor optar por la variedad de encastes y tocar diferentes palos.
La corrida se le fue cuesta arriba, y trás haber marrado con los aceros en el tercer toro, al que habia instrumentado una faena que le podia valer para tocar pelo, se derrumbó.
A pesar de tener el publico a su favor, la tarde nunca tomó vuelo, y sacando fuerzas de flaqueza (todos sabemos que el diestro tiene serios problemas de salud) el torero acabó saliendo de la plaza con más pena que gloria, sin haber cortado ni siquiera un triste despojo.








El toreo de Abellán se puso borroso.

Tauro

miércoles, 8 de octubre de 2014

Madrid - Feria de Otoño: ganadores y perdedores (1)

Diego Urdiales entra a matar a Sevillanito, de Adolfo Martín

Un puñado de naturales de los más puros que se han visto en la temporada, y una estocada tirándose a matar, con la verdad por delante, han encumbrado Diego Urdiales ante la Cátedra, en la última corrida de una Feria de Otoño que pocas alegrías más nos ha deparado.





Sevillanito fue aplaudido al salir, por su arboladura, pero en el caballo flojeó, y se escucharon protestas.


Urdiales con la muleta en la mano empiezó con unos buenos pases por el pitón derecho, y cuando se pasó a la zurda, con dos tandas del toreo más puro, crujió la plaza. Le costó un poco cuadrar el toro, pero el estoconazo fue el mejor colofón de una faena breve e intensa, que recordaremos en muchos años.











El triunfo de Urdiales no pudo ser completo al toparse en su segundo toro con un sobrero, un manso solemne del Puerto de San Lorenzo de 600 kilos, que se desentendía de los engaños y solo quería volver descaradamente a toriles.  

La gran faena de Urdiales con Sevillanito, y la orejita arrancada por Serafín Marín en el sexto, han tapado un poco las carencias de una corrida de Adolfo justita de presentación, de bravura y de fuerzas, que se empleó poco en el caballo y que sólo por momentos dejó constancia de unos rescoldos de casta que aún permiten decir que estos albaserradas siguen siendo toros de lidia y no la tonta del bote al uso.


Aviadorino, n. 11, de 471 kilos, devuelto por inválido


Lo que hay que ver.  Florito trabajando en una corrida de Adolfo


Curiosón, 600 kilos de mansedumbre lisarda

Uceda Leal, no hizo nada con su primero, Tomatillo, mal picado y mal lidiado, que se vino a menos en el último tercio.

Vara trasera a Tomatillo, n. 66 de Adolfo Martín, kgs. 467


Trapazo a Tomatillo

Su segundo, Madroño, n. 47, de 480 kilos, fue un manso con peligro, que se picó en toriles, se puso complicado en banderillas y le pegó una fea paliza a un subalterno. Al coger la muleta, Uceda Leal optó por quitárselo de encima a la mayor brevedad posible, y solo un estoconazo tapabocas impidió que la bronca que se había levantado fuera a más.





Uceda y Madroño

Serafín Marín había despachado de una entera buena a su primer oponente, un toro con poco poder que en muleta no tenía un pase y los pocos que el diestro le recetó fueron muy ordinarios.

Su segundo, y último del festejo, Baratillo, n. 30, de 516 kilos, cumplió en el caballo, sin más, fue banderillado medianamente bien, con un susto al tercer par y en la muleta tenía cierta clase y  transmisión.

Serafìn empezó la faena de muleta con vulgares trapazos sin colocación alguna, que le costaron una fea voltereta con puntazo en el muslo derecho.   Al reincorporarse, en un arrebato tiró el estoque simulado y arrancó unos pases sin la ayuda, calentando al personal. El numerito, rematado con una estocada efectiva,  le permitió cortar una orejita de poco peso, mientras que el toro fue el único que mereció aplausos en el arrastre



Serafín y Baratillo



Tauro