Follow by Email

martes, 19 de diciembre de 2017

UNA GRAN ESTOCADA POR NAVIDAD

La estocada es ese maravilloso absurdo de ver un hombre jugándose la vida para matar un toro con una espada. Eso decía Agustín de Foxá y se admiraba de que en nuestros tiempos modernos de mataderos y frigoríficos hubiera todavía alguien dispuesto a ese 'absurdo maravilloso'.

Saben ustedes que nosotros tenemos debilidad por la estocada. La espina dorsal del toreo sería, para nosotros, la verónica, el caballo, un par de banderillas cuadrando en la cara, el natural y la estocada. Lo demás es prescindible.

El problema actual es el mismo que denunciaba Corrochano en junio de 1918: 'en el público que hoy asiste a las corridas, son contadísimos quienes saben cómo se matan los toros'.

Vamos a deleitarnos con esta monumental estocada sin decirles quién es el autor:



Tienen que haberse fijado en que no salta en el momento del embroque, no ha alargado el brazo para pegar la puñalada y clava arriba. Fenomenal. Pero es que, además, no ha tapado la cara del toro para aliviarse, observen que se le ven ambos cuernos entre la tela.

Algunos aficionados se preguntan por qué el torero lía la muleta cuando se perfila. Estamos seguros de que muchos maestros lo hacen por tradición sin conocer tampoco la razón. De hecho, no saben ni liarla...

Observen aquí a Gallito en Barcelona con la muleta liada ante uno de Murube. Es 1915:



La muleta se lía para no tropezar con ella en el momento de avanzar hacia el toro. Ni más, ni menos. Hoy en día, con la trampa vergonzosa de girar el estaquillador para tapar la cara del toro pegándole un telonazo, no haría falta liarla. Vean cómo se alivia Curro Díaz ante uno de Ana Romero en Azpeitia:



El maestro de este ratimago es El Juli, ya lo comentábamos aquí. Ahí lo tienen, girando el estaquillador sin ningún tipo de pudor para clavar a capón levantando el brazo y siempre trasero (por la razón que explicábamos aquí):





Realizar la suerte así no tiene ni virilidad ni grandeza, vean:



No se puede comparar entrar a matar como Dios manda, con lentitud, dejándose ver y sin tapar la cara del toro, a hacerlo como lo hace El Juli y tantos otros que lo imitan, comenzando por los novilleros. Si el estaquillador apunta al morro, el toro te ve y ahí sí que hay virilidad y grandeza porque hay riesgo. Como aquí:



Es Lamelas el año pasado en Aignan matando un toro del Marqués de Albaserrada. Bravo.

Por eso no hay derecho a que se conceda la oreja a un torero que se ha aliviado escandalosamente al entrar a matar pegando el telonazo al pobre toro, que no ve otra cosa que una total oscuridad roja.

Rafaelillo es otro que suele hacer la suerte con pureza. Aquí lo pueden ver matando un miura en Pamplona este año. El estaquillador apunta al morro, 'comme il faut':



Pero volvamos a nuestro protagonista porque no les vamos a decir quién es. Dejamos la entrada unos días a ver si aciertan. Recuerden:




Les damos dos pistas. La primera es ver a este hombre entrando a matar con la montera a un toro del Conde de la Corte en septiembre de 1981:



La segunda es ver a este otro brindando la muerte de un toro de Parladé a Su Majestad el Rey:



La verdad es que podremos decirles quién es nuestro matador misterioso pero no sabemos ni el año, ni la plaza ni de quién es el toro. Si alguno de ustedes tiene toda esa información de la foto, estaremos muy agradecidos de que la comparta.

Saludos cordiales desde Tarragona. Rafa.

8 comentarios:

  1. Parece Palomo Linares y el toro parece de Miura.

    ResponderEliminar
  2. Don Rafael quería proponerle que leyera, si aún no lo ha hecho, el artículo publicado en El País titulado "Ciencia ficción taurina, ¿imaginan a Roca Rey y Ginés Marín lidiando toros de todos los encastes? y con esto me hago la siguiente pregunta, dado que El País sí es un medio que llega a gran cantidad de taurinos, ¿estaremos en el camino de recuperar la fiesta?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí lo he leído. Me dijeron que Roca había comentado desde América que no le compensaba torear todos los encastes porque no se lo iban a valorar. Hace muchos años hizo el gesto Ponce durante una temporada y tampoco se lo valoraron.

      ¿A qué quiere usted que se apunten? Lo de Santa Coloma está bajo mínimos. Lo de Escolar, si sale como la corrida de Céret, no da el mínimo problema. Lo de Victorino es excepción cuando saca picante, igual que Cuadri. Lo de Adolfo, sin comentarios.

      ¿Qué nos queda? Lo de Pablo Romero poco lleva dentro, por no decir nada. Lo de Samuel, menos incluso. Si se apuntaran a Dolores Aguirre o a Cebada Gago, los matarían en el caballo sin pudor. Los Prieto de la Cal que hemos visto últimamente llevaban las orejas en la mano ¿Quiere que se apunten a Miura? Tampoco les daría excesivos problemas visto lo que está saliendo últimamente...

      Creo que para el viaje que propone el señor Lorca en El País no hace falta alforjas. La fiesta no se recupera haciendo que se apunten las figuritas a matar encastes que, en su mayor parte, están hundidos. Se recupera intentando que los ganaderos críen toros con más casta y más fiereza aunque luego no se apunten las figuras. Ni falta que haría.

      Saludos.

      Eliminar
  3. Jojojo.. Don Rafael, debe ser usted un auténtico verso suelto en su tierra -y en la mía también-: piensa antes de escribir, escribe lo que piensa, taurino, cita a Foxá sin temor a que le linchen ideológicamente.. Aún tengo pendiente felicitar a un pacato político de mi ciudad por incitarme a leer a Foxá tras vetar un homenaje literario en su recuerdo ¿Qué tendrá que ver la calidad literaria con estar o no de acuerdo con las ideas del artista? Un saludo y en 2018 siga tan lúcido, prolífico y didáctico (y en un estado de felicidad y prosperidad tal que le permita sentarse a escribirnos en su blog, entrando en los temas tan por derecho y con pureza como el tapado de la foto)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por sus buenos deseos que le hago extensivos de mi parte.

      Efectivamente, ¿por qué en España hay que mezclar permanentemente churras con merinas? Cito a Foxà como podría citar a Josep Maria de Sagarra o a su hijo. Y si no cito a Cambó o a Josep Pla, uno de mis escritores favoritos, es porque no encuentro citas donde hablen de toros.

      El hipotético linchamiento a que usted se refiere sólo puede provenir de los analfabetos, como los que negaron en su día a Pla el Premio de Honor de las Letras Catalanas por sus devaneos filofranquistas. Una pandilla de sectarios dignos de peor causa que aún se escudan en que las bases del premio no lo permitían.

      Aquí en Cataluña somos así. Tenemos permanentemente en el cerebro a Felipe V, a Franco y a Companys pero nadie sabe quiénes fueron Josep Pijoan, Francesc Pujols, los presidentes de la república española Figueras o Pi i Margall o el cinco veces ministro del gobierno español Víctor Balaguer. Tampoco saben que Companys fue ministro de Marina del gobierno de España...

      Me ha provocado usted y seguramente me he excedido en el speech pero tengo intención de seguir siendo un verso suelto. De hecho, ya lo soy defendiendo, por ejemplo, que no hagan trampas a la hora de entrar a matar.

      Saludos.

      Eliminar
  4. Al primer Anónimo de las 20:12:

    Es usted un lince, le quitó de inicio toda la intriga al misterio. Efectivamente, es Sebastián Palomo 'Linares', que este año hubiera cumplido 80 años. Por eso las pistas eran poner en la misma entrada a Dámaso y a Fandiño.

    Dada su perspicacia, no dudo de que el toro pudiera ser de Miura como dice pero no lo puedo confirmar. La plaza pensé al principio que era La Maestranza pero las maderas de la barrera no lo parecen. Y el año tampoco lo sé pero si tomó la alternativa en 1966 esta foto tiene que ser de finales de los sesenta.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  5. Me acuerdo de las estocadas de Nimeno!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Usted escribe desde Francia porque a su teclado le falta la Ñ... Sí, señor. Nimeño dio muy buenas estocadas en su carrera.

      Saludos.

      Eliminar