Follow by Email

viernes, 20 de julio de 2018

CÉRET DE TOROS, 2018 (3): 'SORTIJERO' SALVÓ A CAROLINA

El cinqueño 'Sortijero' salvó una mediocre corrida de Juan Luis Fraile. No tuvo nada que ver con la encastada aunque no especialmente brava de hace tres años en Céret (recuerden aquí). Aquélla pudo tener una nota global de siete sobre diez. Ésta que comentamos, un suspenso sin paliativos a pesar de la vuelta al ruedo a 'Sortijero', que tapó para muchos el desaguisado. Ahí lo tienen:



En nuestras notas releemos una pelea en varas espectacular en el galope pero normalita en el peto. El toro estaba como loco por ir al caballo desde que lo vio (como los de Palha). Por eso la primera vara fue al relance saliendo disparado de un lance de Chacón. Empujó con el costillar como pueden apreciar:



En la segunda, simplemente se dejó pegar trasero. En la tercera vuelve a ir de largo y esta vez Pérez le acierta en el lomo. En el cuarto, vuelta a venirse de largo entre ovaciones. Se cambió el tercio y el mayoral nos aclaró después que no fue Carolina la que solicitó una última entrada sino que fue cosa del presidente al ver que el público quería más. Chacón no se aclaraba hasta que vio los gestos de la presidencia girando los dedos indicando que lo pusiera una vez más pero con el 'requesón' (si en periscope lo denominan 'requetón', nosotros no vamos a ser menos). Lo colocó larguísimo, ahí lo ven, y el toro acudió sin tardear y galopando de nuevo:



Pérez casi fue descabalgado ante el topetazo sin defensa. Bienvenido, el mayoral, nos decía:

"Yo no me pongo...yo estoy de picador y dice el presidente que me lo pongan largo con el regatón y me bajo del caballo y le digo que venga él a picar así"

En la muleta resultó encastado y con un temperamento que no pudo dominar el diestro gaditano, ya lo comentaremos después.

Éstos fueron los toros, todos negros, bien presentados y bien encornados. Los pitones de esta ganadería son de diamante porque es dificilísimo que se astillen. Salvo que ustedes añadan otra vacada, ésta y la de Cuadri son las dos con los pitones más duros (nada que ver con la queratina de los de Miura).

El primero renqueaba de los cuartos traseros y se colaba por el derecho:



El segundo no valía nada: tardo, escarbador, probón y rebrincado. Un toro malo sin ambages, descastado sin discusión a pesar de su nombre, 'Jaquetón':



El tercero fue tardo en el caballo hasta la desesperación. Luego terminó topando en la muleta. 



Ya deducen que la corrida iba cero de tres cuando salió el citado 'Sortijero'.

El quinto tuvo la mala suerte de que lo picó de nuevo el mayoral de Victorino, Majada. 



Hay que reconocerle sus ganas de superación: la primera tarde picó mal, la segunda muy mal y esta tercera, rematadamente mal. Lo metió en la batidora tapando la salida y le hizo un bonito gazpacho en el lomo. Ahí lo tienen ¡que no decaiga!:



Desde su casa hasta Céret hay 1.050 kms. El año que viene se los puede ahorrar sin problemas. El sexto tuvo aún peor suerte porque el caballista era Sangüesa. Esta vez fue un salmorejo también en el lomo lo que perpetró este mal picador. El toro resultó gazapón, escarbador, tardo...Descastado en suma. Observen en la piel que había cobrado de sus compañeros, no respetaron su avanzada edad (era de abril de 2013):



Sumen ustedes las posibles puntuaciones a los toros y convendrán con nosotros en que la corrida es de suspenso global a pesar del espejismo del premiado, que no parecía hermano de los otros. Al terminar la corrida, el mayoral no quería salir a saludar pero al final lo hizo. El único que silbó fue quien esto firma.

CHACÓN. Excelente como director de lidia y luciendo los toros, algo que está al alcance de cualquier torero con afición pero ya saben lo que decía Joselito Arroyo:

"Cuando toreaba, me sabía mal por el ganadero pero yo estaba para que me aplaudieran a mí; al toro, no, a mí"

Es de los pocos toreros que al final del paseíllo se desmontera para saludar al presidente. Indicó además que se taparan todos en las varas. Demostró gran oficio cuando el primero se le coló en el primer lance por el derecho y fue girando mientras se sacaba el toro al platillo para que todos los lances restantes fuesen por el izquierdo, fenomenal ejemplo de pensar en la cara del toro.

Olvidable su pelea en varas y el animal que se fue resabiando creemos que por su minusvalía, que lo llevaba a defenderse. Pero a Chacón no le cogerá nunca un toro malo.



Le dio un par de sustos, eso sí, pero la cosa transcurrió sin novedad.



Tampoco es novedad que Chacón mata mal: no termina de cruzar  y se alivia escandalosamente tapando la cara del toro como El Juli, Manzanares y tutti quanti. La imagen es demoledora en esta casi entera, contraria y atravesada con la muleta como delantal:



Su segundo fue el tal 'Sortijero'. Ya hemos comentado el quizás sobrevalorado tercio de varas por lo que hizo en el peto (de su galope y prontitud, no hay queja, nada que ver con sus exasperantes hermanos).

El toro era vivo y no perdonaba un fallo. Había que poderle y Chacón no pudo con él. Nos sabe mal pero es que es la segunda vez que vemos que pierde la batalla este año (la otra fue en Vic con uno de Raso, pulsen aquí). Lo que pasó fue lo que ven en la foto y que nos confirmó a la salida Bienvenido, el mayoral. 



Empezamos el diálogo nosotros:

- Chacón no ha podido con él ¿por qué no le ha bajado la mano?
- Es que a ese toro había que bajarle la mano ¡Bájale la mano y lo revientas! Y si el toro se cae no es tu problema, pero ¡bájale la mano, hombre!
- No era fácil estar ahí, a ver qué torero de los actuales puede con un toro encastado como ése...

Interrumpimos el diálogo para hacerles la pregunta a ustedes. Nosotros creemos que éste era el toro de Napoleón Robleño en lugar de las ursulinas de Sao Torcato. Otros que hubieran podido son López Chaves, Rafaelillo, Sánchez-Vara...incluso un Pepe Moral con ganas. Esto nos decía el mayoral siguiendo la conversación:

"Si le toca ese toro a Joselillo...Joselillo estuvo fenomenal con un toro muy parecido a éste en Sangüesa y pudo con él."

Se dedicó, en fin, a pegar pases con el toro cada vez más envalentonado. Con la izquierda no lo quiso ni ver. Lo mató de esta rinconera arrancando, que no al encuentro, tapando la cara nuevamente con el delantal:



Bella muerte del toro, con la boca cerrada:



Por todo lo dicho Chacón no mereció la oreja que el presidente Manent le regaló con un tercio de petición. El maestro notó las protestas y entregó el trofeo a la cuadrilla antes de dar la vuelta al ruedo. El premio al toro no nos molesta en absoluto aunque ya ven que no fue de diez ni mucho menos. La ganadera y el mayoral aplauden el arrastre:



JOSELILLO. Siempre vamos con ganas de ver a Joselillo porque tiene oficio y torea como hace treinta años, sin los vicios del tiovivo moderno propio del destoreo que sufrimos cada día. A su primero le hizo el mejor recibo capotero de toda la tarde:



Nos fijamos en que su capote no está tan almidonado como los de los demás sino que vuela con cierta gracilidad, observen los pliegues que hace (como el de Frascuelo, recuerden aquí aquel homenaje que le hicimos):



Agudo quiso picar como Efrén Acosta, dejando caer la vara conforme acometía el toro pero marró (vean que al caballo le cuesta obedecer, ¡ay, Bonijol...!):



Ya dijimos que el toro fue descastado y desaborío. Joselillo le arrancó pases a base de zapatillazos echando el muslo por delante.



Nada que hacer salvo demostrar al final que es un pinchaúvas: primer intento en que marra y se va al suelo sin consecuencias, dos pinchazos bajos, esta media baja que escupe y tres descabellos:



Cuando el toro dobló hubo una ovación de gala porque el público había aguantado en silencio la faena sabiendo que Francia acababa de ganar el Mundial durante el trasteo del diestro.

El quinto sufrió las varas de Majada pero fue muy bien toreado por Linejo. Hubo este gran par de Tornay, si no vamos errados:



El toro transmitió poco y Joselillo, menos. Sólo dio un pase bueno y no fue éste:



Fue un natural largo y bien rematado pero no tenemos la foto. Destacar que es de los pocos que coge el estaquillador casi por el centro. Se aprecia en la foto de nuestro amigo Christophe:



Media lagartijera en los medios y el toro que se fue a morir a tablas seguido por el cortejo fúnebre:



GÓMEZ DEL PILAR. Con un Robleño que torea toros a contraestilo y Aguilar retirado, el torero de Parla lleva camino de convertirse en favorito del público ceretano. Lo detectamos por el cariño con que se le trata y la disposición con que se le ve. A su primero lo recibió con una larga en tablas.



Aguado lo agujereó varias veces y siempre trasero o en el lomo. El toro se descompuso y echó la cara arriba en banderillas, a pesar de lo cual Manuel Macías hizo un buen trabajo:



No era fácil llevarlo toreado porque iba rebrincado y con la embestida descompuesta. En esta foto no lo parece:



Pero en ésta, sí. Por eso, con la izquierda no lo quiso ver. El animal acabó topando insulsamente antes de recibir un bajonazo. La corrida, muerto el tercer toro, iba en barrena:



En el sexto se fue a porta gayola. A ver si hacen memoria ustedes conmigo porque es la primera vez que recuerdo un torero a porta gayola en los últimos lustros aquí en Céret. Novilleros, sí, dos: Lamelas con Zaballos y Solera con Raso. Ahí está en instantánea del maestro Christophe (en este momento de la foto, Carolina se estaba santiguando dos veces):



El caso es que el toro lo ignoró dando un ejemplo máximo de descastamiento. Al final pasó un trago de rodillas pero le hizo la larga para rematar con esta media también de rodillas casi en chiqueros. Muy bien por las ganas y el valor que le echó Noé:



El cinqueño era una perla, ya se vio en la brega de Macías cuando esperaba y apretaba para adentro. Además escarbaba, tardeaba y embestía a arreones pegando un gañafón al final. Brindó a Chacón tras un largo parlamento:



El toro necesitaba un macheteo duro por abajo y Gómez del Pilar sacó la absurda faena del hotel. Los pases resultaron mantazos porque el toro iba a su aire, se aprecia en las fotos. Por el derecho:



Y por el izquierdo, siempre con la cara alta (parte de culpa la tuvo Sangüesa):



La faena terminó en toriles, que es donde quería el cinqueño. Cuando se perfiló, Iván Carro, que había visto los problemas del toro, le dijo '¡con la mano por delante!' Se lo traducimos: '¡alíviate asesinándolo alargando el brazo como hace Manzanares e intenta clavar antes del embroque porque si no, tendrás problemas!'

Ellos saben perfectamente cuándo hacen las cosas bien y cuándo mal. Carro sabía que podía pasar lo que pasó. Ahí va el diestro dejando una media, tendida, pasada y desprendida, con el toro poniéndole el pitón derecho en el corazón:



Lo derribó pero no hizo carne:



Aunque sí le propinó un pisotón en el cuello que todavía le debe de doler:



Tras seis descabellos, recibió las palmas del cariñoso público de Céret.

Y aquí se terminó la feria de 2018 de la que extraeremos algunas conclusiones en una próxima entrada. Destaquemos la gentileza con que atendieron nuestras dudas las presidencias. Discrepamos en algunas cuestiones pero es innegable que son veteranos y buenos aficionados además de muy educados.

Damos por supuesto que Fraile repetirá el año que viene aunque ni los aficionados serios de la ADAC ni Carolina, que no tiene un pelo de tonta y tuvo que verlo igual que nosotros, nos podrán convencer de que fue una buena corrida. A pesar de todo, es una ganadería a la que siempre iremos a ver. Sólo pedirles el favor de que quiten los crotales, hace horroroso.

Saludos cordiales desde Tarragona. Rafa.










4 comentarios:

  1. El tema de los crotales lo único que se me ocurre es porque no quiera tocar los toros para nada, ni siquiera para quitarle los crotales… en cuanto a Juan Luis Fraile, me parece la ganadería más en forma del campo bravo, siempre suelta algo interesante en todas las corridas.

    Saludos desde el Santo Reino y, como siempre, gran entrada.
    Pd: si tienes vídeo de la corrida adjunta enlace, gracias de antemano.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La Junta de Castilla y León es tan quisquillosa con los veterinarios que muchos ganaderos están hasta el gorro (curiosamente es más minuciosa con los de bravo que con los de manso). No me extrañaría que los dejasen porque les obligan aunque Barcial también los deja y no me consta que sea por obligación.

      Nunca veo el vídeo de la corrida, me fío siempre de mis notas y de lo que vi. No obstante, se lo he buscado aunque, insisto, no lo he visto:

      http://www.feria.tv/video-3737_un-toro-de-vuelta-de-juan-luis-fraile-para-el-final-de-c%C3%A9ret-de-toros.html

      Saludos desde la Marca Hispánica.

      Eliminar
  2. Yo voy a discrepar y voy a ser mas "generoso" con la corrida. Sin duda por debajo de aquella de hace unos años, pero esta fue dura, exigente y no regaló nada. Toros orientados, desarrollando sentido, muertes duras con boca cerrada, toreros sudando la gota gorda y dos toros buenos. El cuarto, extraordinario (sin ser bravo-bravo). El toro transmitía más seriedad que un notario. Encastado, acometedor y pidiendo papepap. Al fin, un toro. El quinto tuvo un piton izquierdo que valía un cortijo. Joselillo, con la faena hecha desde el hotel, no se enteró. Y el sexto manso encastado, hubo emoción. La corrida de menos a mas de ahí la satisfacción general.

    Yo voy a ser generoso con estas corridas que reivindican la personalidad de una plaza como Céret y más despues de tantas ferias que llevamos con borregadas incomprensiblemente triunfalistas (véase el año pasado con Escolar) y con un público de Céret algo "despistado" últimamente. El domingo recuperó su personalidad al pedir la vuelta de Sortijero y reivindicar los toros encastados.

    Los toreros: muy de acuerdo sobre ChaCha. De diez como lidiador, generoso y con gestos de honradez torera (no pasear la oreja). Es el torero que mejor se tapa y tapa la cara a los toros. Siempre ven muleta. Incomprensible que no bajara la mano al cuarto y que siempre ligue andando para atrás. Se carga la suerte toreando para adelante.

    Y eso hizo Joselillo con su primero, torear para delante. Con su segundo...no vió el pitón izquierdo del toro y estuvo muy discreto. Matando, un "miting".

    Del Pilar dispuesto y con muchas ganas. Quiso torear para atras y se echaba el toro al culo y eso le produjo algun problemilla. Es otro de los que incomprensiblemente liga andando para atrás.

    Mención especial a Iván Carro que dió los mejores capotazos de la feria. Y mencime de castigo a Macías. Insufrible en sus posturitas. ¿Se imaginan a que sé yo, a Ecijano (que bien estuvo por la mañana) haciendo esa gimnasia? ¿Y cogiendo el capote así? Que parece que lleve un mantel. Fue tan ridículo que según me comentó un amigo (yo no lo vi) cuando el toro volteó a su matador, Macías al salir del burladero a hacer el quite tropezó con su propio capote (se lo pisó) y cayó de morros en la boca del burladero. Madre mia...y cuando sale un toro que no es la tonta del bote...¡al agua!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que no estamos tan en desacuerdo.

      Respecto a la corrida, para mí mediocre en general quizás por tener el listón demasiado alto con la de hace tres años. Tú hablas de los tres últimos toros en lo que podríamos coincidir excepto en el quinto, que me pareció soso, pero es que los tres primeros fueron para salir huyendo. Eso no es corrida 'dura y exigente' sino sólo tres toros para ti y tan solo cuarto y sexto para mí, un balance no muy exitoso.

      Por supuesto, nada que ver con las terneras al uso. Recuerdas en tu escrito la de Escolar, de la que salió tan contento el ganadero y, según se decía, también la ADAC. No debió de ser para tanto cuando no ha repetido ¿o es que no tenía toros?

      Respecto a los toreros, reconozco que yo no aprecié ese pitón izquierdo de oro del quinto, un toro que para mi gusto iba y venía sin demasiado interés. Me debió de pasar lo mismo que a Joselillo (aunque destaco que el mejor pase que dio, el único, precisamente fue un natural largo, templado y bien rematado).

      En una próxima entrada donde ponga las conclusiones de la feria, a ver si coincidimos.

      Saludos.

      Eliminar